Si entras a este blog es bajo tu absoluta responsabilidad. Nadie asegura que salgas vivo... o entero. Si imaginaste que aquellas pesadillas interminables que sufrí­as de niño cuando te daba fiebre eran horrorosas, prepárate para conocer una nueva dimensión de la palabra HORROR...

miércoles, marzo 29, 2006

Renacer II

Hoy desperté hambriento. He comido bien, 1 o 2 adultos por noche, pero pese a ello sigo hambriento. A veces no sé si es apetito real, o es algo en mi mente que me pide más carne y sangre. Tal vez sea el temor de recordar a los humanos y ponerme sentimental nuevamente. Quizás sea el gozo de verlos gritar y defenderse sin lograr nada. He llegado a creer que tengo raíces felinas: me encanta jugar con la comida antes de matarla...

Bien, creo que controlaré el hambre para poder pasar un rato entretenido. Ya tengo un buen escondite y estoy agazapado esperando presas. Han pasado algunas hembras con crías, pero no son desafío, quiero algo que dure más. Veo dos machos pero son pequeños, tampoco durarán mucho (aunque una vez capturé uno bastante voluminoso y gritaba peor que una cría hembra...). De pronto aparece un buen objetivo: es un macho, casi de mi contextura. Sé que jamás tendrá mi fuerza, pero por lo menos me costará algo más arrastrarlo (o eso espero).

Cada vez más cerca, creo que a éste lo atacaré de frente, para que sí sepa lo que le va a ocurrir. Dejo mi escondite, lo enfrento y... ¿qué demonios pasó?, ¿porqué diablos volé 6 metros por encima de mi presa?, ¿acaso ahora descubro que también puedo volar? Voy por él antes que huya pero... qué raro, sigue caminando igual de lento. Debo atacar con más fuerza; ya te tengo desgra...

¿Quién es éste? Desde que era cría, nadie me había doblado de un golpe en el abdomen. Bien graciosito, te llegó la hora. Ahora sí, de frente, mi mejor puñetazo para sacar tus entrañas... nada, salvo el dolor en mi mano; logro bloquear su primer golpe y empieza una salvaje y descontrolada pelea, la lluvia de puñetazos y patadas de un y otro lado genera en ambos dolor y cansancio, pero ninguno se detendrá (por lo menos yo no). De hecho algunos humanos se acercan a mirar, creo que jamás habían visto una lucha igual. Uno de los estúpidos se acerca a intentar detenernos. No sé si fue mi golpe o el de mi rival el que desprendió su cabeza... por lo menos fue suficiente para que el resto de los humanos escapara.

Nuestra pelea se alarga más y más, ya veo como empieza a clarear y este maldito no deja de golpear y bloquear tal como yo, como si supiese de qué modo lo voy a atacar. Ya es hora de abandonar lo convencional, esto se alarga demasiado y corro el riesgo de nuevo de caer en el embrujo del día. Con rapidez uso uno de los últimos trucos que aprendí, logro derribar al desgraciado, y ya en el suelo es fácil aturdirlo. Antes de matarlo veré su cara, quiero saber cómo es el cerdo que me dio la mejor pelea de mi vida. Al descubrir su rostro, sus ojos se abren y toma mi cuello mientras esboza una sonrisa... ¿abuelo...?
.

13 Comments:

Blogger Unmasked (sin caretas) said...

Bloody J,

Este es su nuevo post. Porque deje mensaje en su famosa tanka. Vealo porque me ha dejado triste...

Y en este post, le diria senor guerrero que antes de matar a alguien para comerselo, mirele la cara, nada mas. Por las dudas.

Un beso sin sangre, y el vino se lo deje en su otro blog. Aqui vengo cansada, y con las manos vacias.

PETRA todavia tristona

12:06 a. m.  
Blogger Unmasked (sin caretas) said...

Oiga bloody J,

Yo ya vine por aca..no ha chequeado mis comments aqui. Me gusto mucho esta segunda parte.

Un beso en su calavera, y aunque este en una ceremonia trascendental, yo puedo hacer varias cosas al mismo tiempo.

Igual me dejo entristecida sin mi regalo..

PETRA CAPRICHOSA

12:25 a. m.  
Blogger Piel said...

Mi querido Blood:

Vivo y pervivo arropada en la luz del amor qu sereno parece posarse en mis labios... no sse cuanto duré... pero lo disfrutaré al maximo!!! jajajajaja

Le dejo mi abrazo renacentista... si, a mi también me tocan sus palabras.

3:12 a. m.  
Blogger Sorecita said...

Estimado Dr. Sanguinolento:

...trate de no comerse a integrantes de su familia que esten tan viejos y duros que le van a doler las carretillas...

Saludos
Las Sores

10:15 a. m.  
Blogger vylia said...

Ahora es más claro para mi la razón por la cual tengo tantos instintos extraños en mi. Todos mis ancestros lo eran y mi abuelo, ni hablar!

Un abrazo escarlata.

8:58 p. m.  
Blogger Unmasked (sin caretas) said...

Blood,

Ya se me paso.No me duran a mi las tristezas mucho tiempo por suerte.

Estoy editando algo para tambien ponerlo probablemente el fin de semana. Veremos como queda.


Le dejo un autentico clerico (vino blanco con fruta) para endulzar su noche.

Le mando un beso como siempre con gusto a clerico en su cabeza huesuda.

PETRA TRANQUILA

11:26 p. m.  
Blogger Atcharya said...

.. UF .. "Yo soy tu padre".. me recordó frase..

Blood: no te escribiré cómo española YAAAAAAAA bueeeeeno..

Bastante violenta la historia, es más deja entrever RABIA.. la tienes Blood?.. es bueno que puedas despojarte de ella cómo lo haces.. AH AH .. siempre y cuando no caigas en el bota y recoge..

BOTA pero nunca RECOJAS.. no lo olvides..

Buenna notie.. cómo italiana, que también tengo, puedo?

3:05 a. m.  
Blogger Unmasked (sin caretas) said...

Blood,

Queridisimo, hoy paso rapidito.
Lo saludo, me encanto el cafe que me dejo irlades. Aca le dejo un cafe que a mi me encanta que se llama KEOKI COFFEE (muy gringo el asunto) ron, kalua y cafe con crema arriba..mmmm rico, rico y muy embriagador. No se puede parar de reir y hablar toda la noche, es matadora la combinacion...Se lo dejo como regalo para que le dure todo el fin de semana.

Manana creo que estoy lista para postear algo nuevo. Le mando un beso de buenas noches como siempre, en su frente y un abrazo para darle un poco de calor a sus huesos.

PETRA NOCTURNA

4:00 a. m.  
Blogger C.G. said...

Un regalo...
Una pequeña historia...
Para usted...
Que espero tenga la suficiente sangre... y suspenso...
:-)

Cuando ella salió del edificio sintió un escalofrío... no era fruto solo de la leve onda polar que había inaugurado aquel otoño... no, era algo mas...
¿Un presentimiento acaso?

Miró las lejanas luces de la ciudad y acurrucándose dentro de su chaqueta bajó rápidamente los escalones...
A esas horas ya ni siquiera los automóviles pasaban por la avenida que era tan concurrida a otras horas, por lo que el sonido de sus pisadas en los escalones y luego en las baldosas sonaron claras y profundas...

Pasando la reja miró hacia ambos lados... silencio y tranquilidad...
Eran solo 2 los grandes edificios que estaban es toda esa cuadra y en frente una larga pared circundaba los patios de una no lucrativa organización cristiana...
Tres de los postes de luz no estaban alumbrando por lo que se veía mas oscura de lo habitual...
Tentada estuvo de tomar su celular y llamar a un radiotaxi pero luego desistió, de seguro en una noche tan fría y tranquila como esta habrían tan pocos taxis que se congelaría antes que llegara alguno de ellos a buscarla...
No...
Decidió caminar...
Asió su cartera y la reacomodó en su hombro y comenzó a caminar...

Habría alcanzado a dar unos 20 pasos cuando sintió una punzada de angustia que recorrió su espalda...
Se giró bruscamente para ver una calle absolutamente desolada...
Nadie...
Pero ella sintió una presencia... una terrible presencia...

Dos, tres pasos mas y la terrible sensación de que alguien le miraba la nuca...
Nuevamente se giró...
E instintivamente sintió miedo...
La calle muy oscura no ayudó a aplacar sus miedos, sino que por el contrario los acrecentó...
En ese momento a lo lejos un automóvil se acerca... y detuvo su andar...
Mentalmente deseó que fuera un taxi y esperó... sin embargo al poco avanzar y pasar por uno de los postes lejanos pudo darse cuenta que era un automóvil celeste...
No, no era un taxi...
Hechó a andar rápidamente en la dirección que iba...
El automóvil pasó a su lado desdibujando su sombra en la acera... pero ella ni siquiera alcanzó a ver quien conducía...
Estaba concentrada en llegar lo mas pronto posible a la siguiente avenida y encontrar un colectivo que la llevara a su casa... a su espacio seguro...

La ráfaga de aire que cruzó sobre su cabeza la hizo inmovilizarse del pánico...
Y súbitamente se hicieron realidad sus mas angustiantes temores...
Una gran fuerza proveniente del aire la empujó con fuerza espantosa contra las rejas, tan fuerte y repentinamente que ni siquiera alcanzó a gritar pues se quedó sin aire...
Intentaba volver a tomar aire cuando sintió una dura y pesada mano golpear con fuerza su cabeza empujándola al lado izquierdo mientras que su cuerpo fuertemente apresado contra la reja no se movió ni un centímetro... dejando al descubierto su cuello...
Sintió terror cuando una respiración casi como un jadeo se acercó velozmente hacia su cuello, y luego, cuando aquel dolor horrible le atenazó cuello, nuca y hombro apenas logró gritar...
Un golpe seco de retroceso y u un torrente de tibia sangre salió a borbotones dándole apenas unos breves segundos para darse cuenta de que era sangre de ella, era ella la que estaba desangrándose... pero ¿por que dejó de dolerle el cuello?
La presión fue menor pero una fuerza enorme la agarró de su brazo derecho y la giró para volver a aplastarla contra la reja...
No entendía nada... y solo se dió cuenta de los brillantes y furiosos ojos verdes que la miraban... sintió horror...
Fue solo un pestañeo, solo eso lo que duró esa aterradora visión y un nuevo dolor se apoderó de su garganta y sin fuerzas para gritar nuevamente solo alcanzó a cerrar los ojos y todo se sumió en la oscuridad...

.....

En la acera, él seguía difrutando no solo del sabor de la sangre sino que lo que la hacía mas exquisita había sido el horror que percibió en aquellos oscuros ojos en esa fracción de segundo que la miró...
Si... le encantaba el horror, el miedo... la repentina comprensión de sus víctimas de que si... morirían...
Estaba a punto de tomar su presa y salir por los aires hasta uno de los lejanos matorrales que se extendían a las faldas del cerro para poder disfrutar con tranquilidad de su presa cuando un leve brillo proveniente del tórax de ella le llama la atención...
Con un violento tirón desgarra el abrigo de ella en su parte delantera y lo que ve le hace torcer el gesto con verdadera repugnancia... y con un violento empujón suelta su presa, se aleja de ella y sin siquiera girarse se marcha... asqueado... conmocionado...

.....

A las 3 de la mañana la policía local recibe una llamada, una persona angustiosamente avisa que hay una mujer muerta... en la calle... horriblemente herida en el cuello...
Al llegar encuentran el cuerpo tendido boca abajo sobre un charco de sangre... a sus pies una cartera...
Entre los cabellos se puede disntinguir con claridad que la sangre proviene de una enorme mordica en el cuello... faltan partes de tejido...
Con mucho cuidado giran el cuerpo y descubren que entre los girones del abrigo roto y en una polera manchada de sangre coagulada se distinguen los últimos trazos del que fuera un mensaje impreso en plateados colores : "Feliz Cumpleaños mi doc"...
Jajajajaja...
:-)

Horrible el final...
Pero esa era la idea...
;-)

¡¡¡Feliz Cumpleaños mi doc!!!
¡¡¡Feliz Cumpleaños!!!
;-)

3:07 a. m.  
Blogger GirlFromSantiago said...

What?! Wow... como que se me hizo predecible que quizá este ser tan poderoso era de la misma constitución que usted, pero nunca de su descendencia :)

Seguiré entrando por aquí...

9:37 a. m.  
Blogger anngiels said...

Bueno volando por los negros cielos de la noche di con su blog, ha sido un paseo un tanto sangriento, pero me ha traido a la memoria unas noches de invierno hace muchos años, cuando aún era niña y escuchaba un programa de radio junto a mi abuela y mi tia el programa se llamaba Los cuentos de la vieja Abadía, y eran de terror, sangre y vampiros, ud me hizo recordar esos momentos entrañables junto a dos personas que ame mucho en mi vida.

un saludo cordial

anngiels trasnochando entre recuerdos

1:21 a. m.  
Blogger Icy said...

De tal palo, TREMENDA ASTILLA!!!

Jajajajaa... está muy buena la segunda parte de la historia... de verdad te digo que no me gustaría toparme contigo de noche en mi forma humana... otra cosa sería en mi cuerpo de panteragata, claro!

Besos (a ver si me atrevo!!) con mascarilla... insisto, el sabor de la sangre no me gusta, por eso no soy vampira...

Nos leemos doc' (con todo respeto)...

7:55 p. m.  
Blogger Piel said...

Mira que me trajo a la mente una pelicula rusa "Guardianes de la Oscuridad", me parece que se llama...

Eso de ser selectivo tiene sus inconvenientes...

Por eso a veces aflojo la rienda un poco y dejo entrar presas incautas...aquellos que piensan devorarme...y oh..sorpresa...

¡Muerdo!

El gozo me hace alucinar...jaajaaja!!!

Beso familiar y hambriento.

5:47 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home