Si entras a este blog es bajo tu absoluta responsabilidad. Nadie asegura que salgas vivo... o entero. Si imaginaste que aquellas pesadillas interminables que sufrí­as de niño cuando te daba fiebre eran horrorosas, prepárate para conocer una nueva dimensión de la palabra HORROR...

miércoles, mayo 03, 2006

Demonio

Las miradas confluyen hacia la esquina más alejada de la habitación. Ahí, sin mayores alharacas ni aspavientos, yace arrumbado el demonio. Sí, ese, EL demonio, el príncipe de la maldad, el ángel orgulloso y bello caído de las tropas divinas a los quintos infiernos. Luego de gobernar por milenios a las huestes del mal, de dar una interminable y efímera batalla contra el bien está ahí, sentado casi en posición fetal en el rincón de una habitación pequeña de un departamento en el centro de la capital, cabizbajo, derrotado...

¿Qué cómo sé que él? Se siente su aura maligna, su presencia vengativa, su esencia seductora y mentirosa, su poder limitado brotando por sus poros. Se nota el paso de los milenios por su expresión: nada rojo, ni cuernos, ni cola, menos tridente, mal que mal nació ángel... se ven sus muertes violentas e innecesarias en sus sienes, el odio incontrolable en sus ojos, el olor de los cadáveres no sepultados en su nariz, el sabor a dolor disfrutado en su lengua, la sangre de inocentes en sus dientes... y pese a todo ello estaba ahí, en un rincón de un departamento, derrotado...

¿Y porqué acá? Simple, está viviendo con aquellos que lo derrotaron, que lo despojaron de su reino de tinieblas y maldad... ¿qué, creían que el Padre o sus huestes lo habían vencido de nuevo? ¿para qué?

Fue el humano quien lo derrotó. Pero por favor, lean bien, el humano lo derrotó, no en el sentido de erradicar el mal de sus almas, sino que le quitó el reino de las tinieblas. La maldad humana superó con creces los límites planetarios de deshumanización, y permitió quitarle el reino al rey del infierno. Y trajimos su reino a la tierra, y lo hemos hecho crecer cada día más, extralimitando la cuota disponible de maldad, usando la línea de crédito que quedaba para toda la galaxia...

Y ahora el príncipe del mal se arrumba en el rincón de un departamento en el centro de la capital. De ahí partirá de cero, se mezclará con nosotros, a ver si logra volver a aprender, con los maestros, el verdadero significado de la palabra que le dio vida y alas: maldad...
.

19 Comments:

Blogger lisahayess said...

Nuevamente me encuentro acá, frente al pc leyendo tus palabras, las que, por lo demás siguen en la misma línea de la genialidad, y "terror" . Francamente, querido doc, quiero felicitarte por tu sitio. Un beso y sigue escribiendo!

11:37 p. m.  
Blogger Unmasked (sin caretas) said...

Yo he conocido un par de "demonios" que habitan en alguna que otra capital, y su fin es hacer el mal por placer, o por ninguna razon en particular.

Cuidado!! cualquiera puede caer en su red...

Salud blood y gracias por su vino.

Una mordida del demonio,

Petra

12:28 a. m.  
Blogger Atcharya said...

HOLA BLOOD..!

YA.. SÍ YYYYY... estoy aquí nomas..!

Me gustó Blood, me ha gustado tu escrito y MUCHO....

Ahora, una duda asalta mis perturbados sentidos, Blood.. preguntándome si es que en aquel oscuro rinconcito de ese céntrico dpto. urbano, en donde sinuoso y transido yace el inmombrable.., habrá habido algún espejo o alguna placa de aluminio presta al reflejo de quién pasase por la zona?.....

Creo me quedaré dubitativa persé..

Adiós Blood....! EXCELENTE ESCRITO.-

12:57 p. m.  
Blogger Pancha said...

MI amigo sangriento... un par de veces me pareció haberlo visto, sentido y casi olido... nunca sabré si fue cierto o fruto de mi imaginación, lo cierto es que esa sensación no se me va... un abrazo

2:26 p. m.  
Blogger vylia said...

Que triste imagen. Hemos acabado con la felicidad, con la esperanza. No hay ningún lugar que se salve. Y el demonio sigue entonces transitando sin lucidez, aprendiendo a comprender la razón por la cual acabamos con él. Cuando encuentre la respuesta, ya no estaremos más para enseñarle. Pobre.

Un abrazo escarlata.

5:34 p. m.  
Blogger Unmasked (sin caretas) said...

M de muda...

Beso avinagrado e indiscreto

Petra


PD: Mas que nada, en lo que respecta mi cuento, las cosas pasan o no pasan por algo. Matias siempre estuvo ahi, solo necesitaba una oportunidad...
Marcos siempre estuvo ahi, pero falto en el dia D. El destino esta escrito, o nosotros lo provocamos?

Todo un tema querido bloody, y maria pia... como siempre, una aventurera y arriesgada total..

Petra

8:48 p. m.  
Blogger Unmasked (sin caretas) said...

Blood,

Vengo a saludarlo y dejarle un S blanc para que se endulze la noche.
Se que no le gusta nada dulce, pero es bueno variarse de vez en cuando.

Un beso asqueroso

Petra NOCTURNA

12:18 a. m.  
Blogger Criatura Nocturna said...

Bien se dice que el infierno se vive acá mismo en la tierra.
Casi que me dio lástima el demonio.

Saludos

1:58 a. m.  
Blogger Criatura Nocturna said...

Dr Blood:
Gracias por su visita nocturna.

La criatura se transforma, pero de día sólo es una ilusión construída a medida de la "norma".

3:09 a. m.  
Blogger AkashA DulcineA said...

Vaya... el Príncipe ha sido derrotado por sus alumnos al morderlos demasiado, le dejaron desgastados los colmillos (¿tenía?), desgastó su sangre (porque de esa sí estoy segura, alguna noche de luna muerta probé su cuello) y pulula como un Don Nadie... habrá que devolverle su maldad (¿se podrá?, ¿querrán los mortales hacerlo?).

Guiño de malévolo ojo.

3:57 a. m.  
Blogger Piel said...

La hmanida podrai recibir un master por todas las guerras,las muertes, el hambre, la injusticia , el dolor y tantos otros males en los que se ha distingido.

Ahora entiendo como es que se vence al Diablo:

Jugando su juego predilecto.

Beso a fuego lento.--

7:44 p. m.  
Blogger Unmasked (sin caretas) said...

Bloody,

Vengo a dejarle un tequila para que empieze desde temprano. Al parecer, su casona esta desierta, y ni el mayordomo me atiende la puerta.

Un saludo asqueroso e indiscreto


Petra del norte

8:42 p. m.  
Blogger Laura said...

Hoo si si Blood usted lo a dicho...es así.

abrazos salados

2:34 p. m.  
Blogger Die Walküre said...

Querido Doctor Blood...
Le ha visto,comprendiendo a cabalidad como todos,con pequeños o grandes gestos de maldad le han agotado lentamente...
Quizá todos quiseron aprender tanto de él,que algo resulto mal,sin prever que a veces algún alumno supere al maestro...
Y vuelve donde comenzó,reaprendiendo lo que de alguna forma enseño...
Maldad...
Auf Wiedersehen,estimado Doctor Blood...

7:30 p. m.  
Blogger La Libélula said...

Hasta su propia maldad se vió superada por la crueldad de los hombres, ¿acaso nos hemos vueltos tan poderosos en recursos para la destrucción?, ¿acaso dejamos de ser humanos?

Buena historia, da para pensar.

Cariños

Yve

12:22 p. m.  
Blogger Lilith said...

Doctor

una buena dea da
de lo que realmente esta pasando
cada vez el serhumano
esta peor

Besos
me quedo pensando

9:34 p. m.  
Blogger Sorecita said...

Querido Dr. sanguinolento:

La pura y santa verdad, el diablo no tiene ni la mitad de la inmaginación sangrienta, desalmada y despiadada que el hombre...

besos
Las Sores

6:57 p. m.  
Blogger Daniel said...

Muy buena historia Doc: Los alumnos han superado al maestro, eso está claro.

8:12 p. m.  
Blogger ♦♦♦sol♦de♦soles♦♦♦ said...

Mucha maestría para hablar de un umbral tan delicado...tienes toda
la razón... aún creo en todos nosotros, seres de luz que podemos cambiar la realidad...

3:48 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home